Renace un olvidado tiple requinto costero puertorriqueño de 1898

olvidado
Apóyenos
Suscríbase a nuestra página

Entre su correo electrónico y reciba nuestros escritos.

Tiempo de lectura 5 minutos

El delicado sonido de instrumentos nativos de cuerda que en épocas remotas se podían oir por todos los campos de la isla—sonidos callados como resultado de cambios sociales y la desaparición de los campesinos que sabían tocarlos—brota de nuevo, producto de los esfuerzos de investigadores, folkloristas y artesanos. El ejemplo mas reciente de este esfuerzo es la reciente fabrucación de una serie de tiples minuciosamente copiados de reliquias genuinas recientemente encontrados en archivos extranjeros no disponibles al público en general.                                                           

El Proyecto del Cuatro Puertorriqueño, sede en los EE. UU. y el Centro de Investigaciones Folklóricas de Puerto Rico, Inc., con sede en la Casa Paoli de Ponce, han comenzado una innovadora tarea encaminada a investigar, estudiar y reconstruir y traer a la consciencia actual los instrumentos musicales tradicionales puertorriqueños olvidados. Este nuevo Proyecto  se ha denominado Renacer del olvido.

El propósito principal de esta nueva iniciativa es conservar, construir y difundir aquellos instrumentos de gran valor de nuestra cultura que, por diversas razones, fueron olvidados o sencillamente desaparecieron del panorama musical isleño.

Con esta gestión se pretende dar a conocer, entre las nuevas generaciones, la riqueza de nuestro folclor; nuevas ideas para viejos oficios y las diversas alternativas que en un futuro cercano tienen los jóvenes, de establecer sus propios talleres de la fabricación de estos instrumentos. Además, es importante señalar que cada uno de estos instrumentos olvidados, estuvo enmarcado en un contexto sociohistórico que permitió que nuestra gente expresara sus anhelos, sus esperanzas y sus penas.

olvidado

Como parte de esta iniciativa, el CIFPR se ha asociado con el lutier maestro/investigador William R. Cumpiano, cofundador del Proyecto del Cuatro (EE. UU) y asesor principal del nuevo taller que el CIFPR ha establecido en la Casa Paoli. Cumpiano ya había creado y contribuido con un número de instrumentos de cuerda a la colección permanente de instrumentos; en exhibición en la sede del CIFPR: la histórica Casa Paoli de Ponce, Puerto Rico. Adicionalmente, Cumpiano y el director del CIFPR, Néstor Murray-Irizarry, han anunciado los comienzos de una serie de pequeños talleres de construcción de estos instrumentos olvidados; abiertos al público, que se llevarán a cabo en una fecha futura en la misma Casa Paoli.

En abril de este año, el estudiante puertorriqueño de museología Norman. R. Storer Corrada se comunicó con el lutier maestro William Cumpiano, indicando que durante su reciente visita a Washington DC como parte de sus estudios profesionales al Museo de Historia [Norte] Americana—uno de los numerosos museos de la ciudad bajo el auspicio del Instituto Smithsoniano—descubrió, dentro de archivos alejados de la vista pública, una maravillosa colección de instrumentos puertorriqueños que datan del siglo antepasado—cuatros y tiples antiguos, todos protegidos de los estragos del tiempo, todos en condición virtualmente original.

Este fue un hallazgo de gran importancia entre los estudiosos de la historia de la música y artesanía tradicional puertorriqueña; porque en la isla se han preservado no más de seis o siete instrumentos nativos de más de 80 años de existencia, y entre ellos la mayoría han sobrevivido en pobres condiciones. La situación se debe sin duda al poco valor que históricamente se les ha dado a las manifestaciones de los campesinos de la isla; y por lo tanto casi toda su obra, en términos de utensilios diarios y artesanías, se ha relegado al descuido y a la polilla.

Irónicamente—y afortunadamente—estos mismos artefactos artesanales fueron apreciados como valiosos recordatorios o souvenir por los visitantes estadounidenses que llegaron a la isla poco después de la invasión en 1898, en gira de “our new Caribbean Islands”, entre ellos visitantes que luego regresaron a los Estados Unidos de América. Posteriormente, estos artefactos fueron preservados como interesantes y exóticos recuerdos de sus visitas a la isla. Estas reliquias aparentemente traídas a los Estados Unidos llegaron en numerosas cantidades; y hoy día aparecen regularmente en subastas de antigüedades y son intercambiados entre coleccionistas estadounidenses de viejos e interesantes objetos históricos.

Un número de dichos artefactos terminaron en los archivos del museo Smithsonian de Washington, todos cuidadosamente documentados y preservados. Y así los encontró el estudiante Storer Corrada quien le envió a Cumpiano fotografías de los antiguos instrumentos puertorriqueños que preservaba el museo; junto con los archivos adjuntos que documentan sus medidas y procedencia.

Cumpiano, un artesano maestro quien había participado en un intensivo estudio de veinticinco años de los instrumentos autóctonos de la isla; preparó un plano de construcción de uno de los tiples de la colección, partiendo de las fotos y medidas facilitadas por Storer Corrada.

olvidado

El instrumento en particular fue parte de tres tiples donados hace más de cien años al Instituto por el coronel Paul E. Beckwith; quien participó en la Guerra Hispanoamericana y en gira por la isla obtuvo tres tiples como motivo de recuerdo, y a la vez le tomó una fotografía; fechada en 1899 a tres músicos callejeros en Ponce quienes tocaban güiro y guitarra, y un músico tocando uno de los tres tiples que posteriormente llegó a parar en el museo de Washington, DC.

En octubre, Cumpiano, junto con el fundador-director del CIFPR, profesor Néstor Murray- Irizarry, completaron en su taller tres copias del mismo instrumento; hecho enteramente de maderas nativas, caoba y yagrumo, siguiendo fielmente las medidas y detalles del instrumento original, incluyendo sus clavijas de madera y sus trastes, o notas, enlazados de cordel. Dos de los instrumentos formarán parte de la colección permanente de instrumentos nativos de la Casa Paoli; y el tercero se usará para recaudar fondos para el CIFPR.

 

Por Néstor Murray Irizarry / Casa Paoli

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter

1 comentario en “Renace un olvidado tiple requinto costero puertorriqueño de 1898”

  1. Avatar

    Sumamente interesante y valioso el hallazgo y el esfuerzo de Cumpiano y su equipo de trabajo. Adelante. Favor de mantenerme informada de nuevos hallazgos y proyectos culturales.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Anuncios

Traductor
Próximos Eventos
octubre 2021
¡No hay eventos!

Recientes